No podemos relajar medidas, estamos en punto máximo de la epidemia: López-Gatell; hay 4,477 defunciones

, , Comentarios desactivados en No podemos relajar medidas, estamos en punto máximo de la epidemia: López-Gatell; hay 4,477 defunciones

*Tampoco podemos estar perpetuamente en confinamiento, ya hubo relajamiento apenas se anunció la repaertura, dijo

Mapa covid-19 hasta el 14 de mayo

El director de Epidemiología, José Luis Alomía, informó que en el país hay 42,595 casos confirmados de covid-19, 10,057 activos, 26,746 sospechosos, 86,591 negativos y 4,477 defunciones.

A su vez el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, en la conferencia de prensa noctuna en Palacio Nacional, dijo que este es un momento, el más difícil en esta primera ola de la enfermedad, de la epidemia, y no debemos perder de vista el reto que eso implica,

Hay que prepararnos, no podemos estar perpetuamente en este estado de confinamiento por lo que también hemos explicado repetidamente: las consecuencias adversas que tiene en otros sentidos no menos humanos, no menos importantes las personas que están sufriendo una adversidad económica importantísima, que llevan semanas, que llevan meses sin tener su fuente de sustento y no solamente la parte económica, el tener una percepción que les permita comprar los alimentos, sino que se han perturbado las vidas de todas las personas que estamos viviendo en este país.

No vamos a abrir mañana ni hoy. A la Jornada Nacional de Sana Distancia le quedan todavía 17 días para llegar al término que fue planteado como fecha referencial de término, que es el mes de mayo.

Para poder llegar con suficiente tranquilidad y tranquilidad me refiero a la confianza basada en la evidencia, basada en las predicciones, basada en el cuidadoso análisis de la información todos los días de que no vamos a tener un riesgo mayor, un riesgo sustantivo, significativo de que reemerja la epidemia, tenemos que prepararnos y eso lo que implica es que exactamente ahorita que estamos en el acmé, en el punto máximo de la epidemia, en la cumbre de la curva epidémica, no podemos relajar las medidas.

Apreciativamente notamos que con sólo haber anunciado o coincidente con el haber anunciado la siguiente fase de reapertura, de desconfinamiento, de regreso a una nueva normalidad, hubo un relajamiento y entonces hubo gente que salió a la vida pública quizá asumiendo, o quizá no llego la información.

Y entrando al tema de la nueva normalidad, retomo el por qué le llamamos nueva normalidad, el éxito que hemos tenido, el éxito que hemos tenido como pueblo mexicano de reducir la cantidad de contagios, comparado con lo que hubiera ocurrido si no se hubiera implantado la Jornada Nacional de Sana Distancia, es un éxito importantísimo porque redujimos tres cuartas de la curva epidémica esperada y esto nos ha permitido llegar a este momento sumamente retador, no deja de ser retador con un sistema de salud expandido que pasó, hemos dicho los números, de cerca de mil 400 camas a ocho mil 500 camas con equipamiento, con personal, con contratación de 40 mil trabajadoras y trabajadores de la salud, etcétera.

Porque el aplanar la curva, el reducir la cantidad de contagios nos llevó a, como lo hemos explicado incluso gráficamente, a lo que la teoría de la salud pública indica que es desplazar también el momento cumbre, lo desplazamos por más de cuatro semanas y media respecto a lo que donde hubiera ocurrido, que era en abril y lo estamos teniendo a mitad de mayo.

Entonces, no podemos echar a perder este éxito. En primera, porque saldría gravoso en términos de la salud y la vida humana, y como respetamos y veneramos la salud y la vida humana no vamos a echarlo a perder, no debemos echarlo a perder; entonces, se requiere mantenernos estrictamente estos 17 días que restan en casa.

La nueva normalidad no quiere decir -y por eso está el calificativo de nueva- regresar a cómo vivíamos en términos de varios elementos que ahora retomaremos, como vivíamos antes del inicio de la epidemia. La nueva normalidad implica cambiar nuestras prácticas, nuestro comportamiento.

La higiene de manos es extraordinariamente importante, pareciera algo muy simple, pero si nos lavamos las manos continuamente, 10, 12, 15, 20 veces al día, donde no hay agua y jabón con alcohol gel, esa es una medida de higiene que desde hace más de casi 200 años se conoce como una medida preventiva universal para la prevención de enfermedades infecciosas. Entonces, es importantísimo.

El proteger el estornudo, parece algo menor, pero hay evidencia de que esto disminuye la eficiencia de los contagios.

El permanecer en casa si tenemos síntomas, aunque no tengamos ninguna certeza de que es COVID, permanecer en casa, ¿qué síntomas?, fiebre, tos, dolor de garganta, etcétera.

Entre las distintas medidas de la sana distancia, la propia sana distancia, el mantenernos alejados uno de los otros y hemos aclarado que la sana distancia es principalmente respecto a la vía respiratoria. Esa es la sana distancia, no estar a una distancia de un metro y medio o dos metros, que es donde viajan las gotas de saliva y las secreciones respiratorias que pueden llegar a ojos, nariz y boca a contagiar, indicó.