El régimen federativo «es de mentiritas», da participaciones «de mendigo»: Muñoz Ledo

, , Comentarios desactivados en El régimen federativo «es de mentiritas», da participaciones «de mendigo»: Muñoz Ledo

Propone Ramírez Cuéllar reforma en haciendas públicas para acabar con “raquitismos”

*Firma rector de la UNAM Enrique Grau convenio de colaboración en San Lázaro

Convenio UNAM-San Lázaro

Durante la firma de convenio de colaboración entre la Cámara de Diputados y la Universidad Nacional Autónoma de México, el diputado Porfirio Muñoz Ledo afirmó que el sistema fiscal del país “es un tema crucial, porque de él depende el funcionamiento de todo el régimen al que llamamos federativo, pero sabemos que es de mentiritas”.

Dijo que el 32 por ciento de ingreso público que capta la Federación, 19 por ciento va a los estados y 4 o 5 por ciento a los municipios, lo cual es un verdadero desastre. “Las entidades y los ayuntamientos viven de las famosas prerrogativas o participaciones, que son casi de mendigo”.

El presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, aseguró que para resolver el problema del sistema fiscal de la Federación, no hay otra solución más que conformar una nueva convención nacional en la materia.

“Eso no funciona como sistema federal, ni siquiera como uno autónomo descentralizado, cualquier forma, incluido el poder público, es una falsificación, centralista. Necesitamos más universidad en el parlamento y más acceso a los debates políticos de modo sistemático y con mayor detalle de las casas de estudio”.

Recordó que “todos los cursos que he dado en las facultades tienen que ver con el sistema político mexicano, con el derecho constitucional, con la reforma del Estado, todos sin excepción; entonces, ha habido un intercambio desde hace mucho tiempo”.

“Lo que vamos a suscribir es una especie de acuerdo paraguas que cubre distintos acuerdos particulares; en este caso, tenemos el rubro económico que tiene que ver con la Secretaría General, y con las comisiones de Presupuesto y Cuenta Pública, y de Hacienda y Crédito Público”.

“Estamos planeando juntar los distintos institutos, para hacer una gran fundación; la del Senado, que se llama Belisario Domínguez, le están buscando nombre, necesitamos primero liberar, pensamos en Francisco Zarco, pero nos pasamos viendo el diccionario y me está gustando más la figura de Ignacio Manuel Altamirano, sobre todo en el año de los pueblos indios”, expresó.

Manifestó su agradecimiento, porque “nada es más grato para nosotros que poder seguir trabajando juntos”.

Por su parte, el rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, afirmó que la preservación constitucional de la autonomía universitaria es crucial para responder de manera indefectible a la nación y a la sociedad.

“Son ya muchos años de consolidación del concepto de autonomía, desde que el Estado y los legisladores reconocieron en las universidades la importancia de su autonomía y relevancia para transformar a la sociedad, investigar, modificar la verdad y formar conciencias libres”.

Agradeció las distintas manifestaciones de legisladores hacia la UNAM, dándole la certeza de que la fracción séptima del artículo 3º constitucional pasará inalterada en el proceso de discusión de este precepto.

“Hoy firmaremos dos convenios entre la LXIV Legislatura y la UNAM. El primero busca establecer las condiciones para realizar y apoyar investigaciones, análisis y encuestas sobre temas legislativos, así como estudios jurídicos y financieros que puedan estar fundamentados en la evidencia científica y académica, a fin de apoyar las tareas de la Cámara de Diputados”.

“La Universidad apoyará con toda su capacidad estas labores. Nos ilusiona, por supuesto, la idea de crear un instituto, para poder apuntalar estas funciones”.

Por otra parte, explicó que ese mismo convenio permitirá que aquellos servidores públicos y legisladores que estén inscritos en algún programa académico de la UNAM, puedan, eventualmente, gestionar dentro de la normatividad vigente, la regularización de aquellos que tengan problemas con su situación formativa.

También, continuó, abre la posibilidad de impartir en este recinto, diplomados, programas de especialización, maestrías y doctorados para quienes se interesen. “Juntos podemos buscar la permanente superación de nuestra nación”.

El segundo convenio, abundó, tiene la intención de sumar esfuerzos para crear mesas de trabajo que fortalezcan políticas hacendarias y de gasto público, que se abordarán a la brevedad, en el análisis de una reforma fiscal y de las haciendas públicas de los estados de la Federación.

Precisó que habrá mesas de trabajo con especialistas propuestos por la universidad, quienes tratarán los temas previamente acordados por la comisión técnica firmante de los convenios que estaremos por signar.

Por otro lado, destacó el respaldo de la Cámara de Diputados para abrir espacios, a fin de que la Comisión de Ciencia, Tecnología e Innovación escuche a quienes desean expresarse sobre las mejoras que debe tener este sector.

Entregó al presidente de la Mesa Directiva una propuesta elaborada por más de 200 expertos y suscrita por 70 instituciones científicas y de innovación, que sintetiza las principales propuestas y aspiraciones para consolidar esta área tan necesaria para el desarrollo.

La UNAM, recalcó, firma estos convenios con la convicción de que al hacerlo contribuimos a nuestros fines sustantivos, que no son otros que los de servir a México.

La presidenta de la Comisión de Hacienda y Crédito Público, Patricia Terrazas Baca (PAN), sostuvo que el convenio suscrito con la máxima casa de estudios refrenda, una vez más, la cooperación entre las dos instituciones. “Incidirá en el mejor análisis económico, jurídico y tributario de las distintas iniciativas que cada periodo son turnadas.

Conlleva un valor extraordinario porque permitirá a los legisladores un acceso privilegiado de acción y colaboración con quienes desde la academia estudian y diseñan soluciones para grandes retos, además de ser una de las mejores universidades del mundo y de las más activas con 349 mil 515 alumnos, que la ubica como la más grande del país y de América Latina.

El presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, Alfonso Ramírez Cuéllar (Morena) señaló que este convenio “nos cae de perlas”, pues a pesar de que en la pasada discusión de ingresos y  egresos se rompieron  inercias, enterraron viejas tradiciones y nocivos sistemas de negociación, se continúa con un grave problema: precariedad fiscal y financiera del Estado mexicano y raquitismo presupuestal de estados y municipios.

“A nivel nacional empezamos a poner orden, pero hoy con este convenio queremos someter a revisión una gran reforma que el país requiere con urgencia: la reforma de las haciendas públicas, pues reconstruir el estado de bienestar implica que existan suficientes recursos para emprender ambiciosos programas sociales, invertir en la infraestructura productiva y la generación de empleos”.

Con la ayuda de la Universidad, consideró, se logrará mejorar el sistema tributario y enfrentar el reto de fortalecer las finanzas de estados y municipios, porque el régimen del federalismo fiscal está por agotarse: “con este convenio, encontraremos propuestas, iniciativas, reflexiones, una gran cantidad de jornadas universitarias que nos permitan tener haciendas públicas fuertes y con un gasto cada vez más racional”.